El pasado día 14 de enero podíamos leer en algunos medios de las islas Baleares (pocos) la siguiente noticia:

Desalojan a los okupas de la antigua casa de Boris Becker en Artà, Mallorca

“Una comitiva judicial, con el apoyo de la Guardia Civil y la Policía Local, ha desalojado durante la mañana de este martes 14 de enero a un grupo de okupas que residían en la casa conocida como Son Coll, que fue propiedad hace años del tenista Boris Becker en la localidad de Artà, en Mallorca, según informa Efe.

Villa Son Coll consta de una casa de unos 2.900 metros cuadrados construidos, con pista de tenis y cancha de baloncesto, en un terreno de 265.000 metros cuadrados.

Fue adquirida en 1997 por Becker, que tuvo que hacer frente a una multa de 214.000 euros en 2004 por obras ilegales en Son Coll. Le fue embargada judicialmente en 2011 por una deuda de jardinería, cuando ya llevaba años en venta”.

 

 

Para entender mejor la noticia debemos trasladarnos a Alemania y remontarnos a principios de 2018.

En esos días una notícia causó gran revuelo en ese país. En muchos medios apareció la noticia que Georg Berres y su “Comando Intergaláctico de Ayuda y Rescate” había okupado la finca propiedad del extenista Boris Becker.

Berres, apodado ’Bauchi’, residente desde hace años en Mallorca, es todo un personaje mediático en Alemania a quien consideran un excéntrico gurú, hippie, Instagramer y Youtuber. Es también el líder de éste extravagante comando que, según cuenta en sus RRSS, se trata de ‘una iniciativa que promueve en internet con la que quiere mejorar el mundo, entre otras cosas, ocupando casas abandonadas y dándoles una nueva vida’.

Aunque en España prácticamente no trascendió la noticia en Alemania fue todo un boom mediático. Cuando ‘Bauchi’ hizo publica en youtube la okupación de la finca diversos medios alemanes se trasladaron a Mallorca para hacer un seguimiento. Según cuentan los vecinos de Artà durante varios días estaban en las puertas de la mansión un gran números de cámaras y reporteros.

Durante estos dos años podíamos seguir la vida de Berres y su grupo gracias a los vídeos que colgaba periódicamente en youtube. En ellos nos enseña todas las instalaciones de la finca y los trabajos que efectuaban para adecentarla. También podemos ver que incluso aprovechan la propiedad para criar gallinas y recolectar verduras que posteriormente venden en internet a través de su web. En sus ratos libres aprovechan para tomar sustancias alucinógenas  (quizás es lo que hay detrás de algunas de las imágenes que el grupo ha compartió en youtube).

 

   

 

Hace un par de meses ‘Bauchi’ saltó de nuevo a la fama en Alemania gracias al reportaje que publicó la prestigiosa revista Stern enseñando “su” finca como hacen los famosos en el “Hola”, pero sin llaves. El gurú aparece en el reportaje luciendo bronceado con el torso desnudo, jugando al tenis, haciéndose masajes y en general disfrutando del lujo gratuito.

Entrando en su canal de Youtube podréis pasar una entretenida tarde como si de una serie de Netflix se tratara.

En cualquier caso, parece que al Comando Intergaláctico de Ayuda y Rescate, se les ha acabado la buena vida en Son Coll ya que hace una semana fueron desalojados. Seguro que encuentran algún otro bonito lugar donde “realojarse”

Esta es una de esas historias frívolas y divertidas que de vez en cuando podemos leer en algún medio. Pero para nosotros la okupación ilegal es algo mucho más serio y preocupante, que afecta a cientos de familias, generalmente ciudadanos humildes que han trabajado toda su vida para hacerse con un bien que les aporte seguridad en su jubilación, o que puedan dejar a sus hijos en herencia.

Por ellos y para ellos trabajamos cada día en STM Seguridad, para que dentro de unos años solo se produzcan okupaciones como las que hemos contado en éste artículo.

 

Noticia redactada por el Dto. de Comunicación de STM Seguridad.

Noticias recomendadas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies